Así se puede utilizar ChatGPT en WhatsApp de forma gratuita y con el formato pago.

La versión de pago cuesta US$20 y quita los límites que tiene la versión gratuita, como 256 caracteres máximos, y donde solo se puede enviar un mensaje cada 10 segundos.

Una de las aplicaciones de moda es ChatGPT, la revolucionaria inteligencia artificial que mantiene conversaciones con los usuarios con respuestas automatizadas y a la vez coherentes. Es uno de los sistemas de IA más efectivos y con más capacidades de los últimos años.

Como la innovación no para, la aplicación se puede utilizar a través de WhatsApp. Este proceso se hace a través de una plataforma llamada God in a Box, que es una implementación de ChatGPT 3,5, que permite interactuar en la aplicación de mensajería.

¿Cómo se puede instalar?

En primer lugar, el usuario debe identificarse con una cuenta de Google. Luego, se debe registrar el número de teléfono que tenga asociado a WhatsApp y verificarlo con un mensaje de confirmación. Después, se completa el registro en God in a Box.

La versión gratuita admite 10 mensajes por mes con la inteligencia artificial. Otra de las barreras de esa versión es que solo se puede enviar un mensaje cada 10 segundos y hay un límite en la extensión de los mensajes, pues solamente permite hasta 256 caracteres.

Si el usuario desea adquirir ChatGPT Plus puede pagar un monto de US$20 al mes, lo que equivale a aproximadamente $85.000.

Esta opción permite generar textos más largos y ofrece respuestas más precisas que las que da la herramienta tecnológica a través de la versión gratuita. Y es que este tipo de tecnología está acaparando el mercado. Por ejemplo, ByteDance, propietario de TikTok, está probando un chatbot impulsado por inteligencia artificial entre los empleados, uniéndose a los conglomerados de internet chinos rivales de Alibaba Group Holding Ltd. a Baidu en una carrera para crear una versión local de ChatGPT.

Otro campo que ha adoptado la IA con esta herramienta es el de selección de personal. Un ejemplo de este es que Buk se integró con ChatGPT en mayo de este año.

Buk es una startup chilena con presencia en Colombia que ofrece un software integral con la finalidad de simplificar los procesos de selección, evaluación y capacitación de personal.

El CEO de la empresa, Jaime Arrieta, explicó que ChatGPT “es una nueva tecnología que está al servicio de las personas. Esta integración no significa reducir equipos, sino que es una herramienta de trabajo que nos permitirá fortalecer y hacer más eficientes algunos procesos para que no se pierda tiempo en tareas que muchas veces son monótonas o tediosas y nos permita enfocarnos en lo que más importa, las personas”.

Sin embargo, la fortaleza de la IA crece tan rápido que el mismo CEO de OpenAI, compañía propietaria de ChatGPT, Sam Altman, advirtió que los usuarios se está centrando en su uso corto a plazo y no en todo lo que puede aportar a largo plazo.

“Si realmente hacemos el progreso que creemos que vamos a hacer, lo que sea que están pensando probablemente se quede corto”, aseguró Altman a The Economist.

En Colombia se agilizan procesos judiciales utilizando inteligencia artificial

Las herramientas de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC), sin duda alguna, han traído agilidad a los juzgados, pero también han ayudado a ahorrar mucho dinero. Según las cifras de la Corporación Excelencia en la Justicia, los gastos anuales de la Fiscalía se han reducido en el concepto de desplazamientos y viáticos. Para 2019, la CEJ registró un gasto de $46.071 millones, mientras que en 2021 se redujo a $27.087 millones, lo que representó una variación de 41,2%.

Por: LR

About The Author