El plan multimillonario para instalar Internet en la Luna para 2024.

La empresa Aquarian Space ha reunido 650 mil dólares para instalar Internet en la Luna, con miras a hacer lo mismo en Marte.

Lo primero que se ve al entrar al portal de Aquarian Space es su proyecto más ambicioso,  SOLNET: «Internet para el Sistema Solar«, según reza el slogan de la página. El proyecto propone que, en esta misma década, las personas que viajen al espacio nunca pierdan conectividad y acceso a datos. Como la primer compañía en el mundo en proveer servicios de Internet con alta velocidad de datos, la misión no se quedará al interior de las naves espaciales.

A pesar de que, recientemente, una flotilla entera de satélites de Elon Musk sucumbió  ante el poder de una tormenta solar, la empresa estadounidense tiene todas sus apuestas en instalar Internet en la Luna, en Marte y en el resto del Sistema Solar. Con el apoyo de la NASA, el proyecto pretende estar en funciones plenas en esta misma década.

Así como otros particulares que tienen la mirada en las estrellas, Aquarian Space pretende instalar Internet en la Luna. La idea, según reporta Space.com, es conectar a la Tierra con su único satélite natural —y potencialmente, con Marte también:

«AQUARIAN SPACE ANUNCIÓ LA FINANCIACIÓN DE DRAPER ASSOCIATES EL JUEVES (17 DE MARZO) COMO UN PASO HACIA SU OBJETIVO FINAL DE LLEVAR INTERNET DE ALTA VELOCIDAD ENTRE LA TIERRA, LA LUNA Y MARTE EN LOS PRÓXIMOS AÑOS, LO SUFICIENTEMENTE RÁPIDO COMO PARA TRANSMITIR VIDEO 4K«, EXPLICA LA PERIODISTA DE CIENCIA ELIZABETH HOWELL.

En principio, Aquarian Space planea cumplir este objetivo para 2024. De esta manera, astronautas y turistas espaciales por igual podrán tener acceso a Internet con velocidades de hasta 100 megabits por segundo. Esto es mucho más rápido que la media de velocidad que ofrecen la paquetería terrestre de varios países.

A la par, científicos que han dedicado su vida al estudio sobre la colonización de Marte, como la astronauta mexicana Carmen Félix, aseguran que la humanidad está lista para llegar al Planeta Rojo. Sin embargo, apunta la especialista, hace falta un órgano que regule todas las actividades:

«LO QUE HACE FALTA ES LA INSTITUCIÓN U ORGANISMO QUE LIDERE EL PROYECTO PARA REALMENTE COMENZAR A TRABAJAR EN LO QUE NOS HACE FALTA PARA PODER ENVIAR A LA PRIMER TRIPULACIÓN DE MANERA SEGURA”.

Por esta razón, no considera pertinente que una única empresa privada lidere este tipo de proyectos de amplio alcance. Mientras algunas compañías piensan en instalar Internet en la Luna, a ciertos astrofísicos les siguen inquietando los accidentes mortales que este tipo de iniciativas innegablemente acarrean consigo.

Antes de que la década termine

Estos desarrollos se están logrando con el apoyo de la NASA, en el marco de su programa Commercial Lunar Payload Services (CLPS). En éste, la agencia colabora con «varias empresas estadounidenses para llevar ciencia y tecnología a la superficie lunar», según explica en su portal oficial. Se estima que el proyecto coste hasta 28 mil millones de dólares para 2028.

En un primer momento, Aquarian Space pretende que la conexión a Internet en la Luna sea por medio de satélites que provean el servicio. Más adelante, implementarán la tecnología Solnet en cada punto del Sistema Solar que así lo requiera, a manera de un módem interestelar.

Antes de que la década termine, según espera el programa CLIPS, será posible tener comunicación plena por Internet con la Luna y Marte. Así como Aquarian Net, otros empresarios particulares piensan que la industria de turismo espacial podría ser un mercado multimillonario. Con respecto a las preocupaciones ecológicas y de contaminación espacial que el proyecto implica, la empresa no ha hecho comentarios.

Por: nationalgeographic.es